Instagram  Facebook  Twitter  YouTube

San Salvador, 18 de junio de 2015, En este año “Manos Unidas por El Salvador” el programa en apoyo a la educación de Banco Agrícola vuelve hacer su recorrido a la largo y ancho de nuestro país, confirmando el compromiso adquirido de ser una organización socialmente responsable, donde las personas y las relaciones cercanas y de respeto con las comunidades son lo más importante, y por ello apoyará a 16 comunidades con diferentes proyectos de beneficio para sus habitantes.

 

La educación es el principal compromiso de los programas de Responsabilidad Social Empresarial de Banco Agrícola, para este 2015, 16 son los proyectos que se realizarán, beneficiando a más de 12 mil estudiantes, 404 maestros, y 4,053 padres, con una inversión de $208,600. 

Las obras en 2015 serán: 6 proyectos de infraestructura, entre aulas y techado de áreas de usos múltiples, 5 de equipamiento de aulas de tecnología e inglés, 3 laboratorios de ciencias y 2 proyectos en los cuales se brindará a maestros, padres y alumnos el componente de Habilidades para la Vida consisten en construcción de aulas, salones de usos múltiples, techados, adecuación y equipamiento de aulas de tecnología e inglés, laboratorio de ciencias, educación financiera y Habilidades para la vida, que se incluyó desde hace 4 años, y que ha dado excelentes resultados en los centros educativos. 

“Nuestro programa crece, evoluciona y cada día busca llegar a más salvadoreños. Desde que iniciamos nuestro compromiso con la educación del país, hace 12 años, hemos realizado 232 proyectos, aportando a mejorar la calidad de vida de las comunidades. Durante este tiempo hemos incluido nuevos municipios, nuevos actores sociales se han incorporado, creando nuevas alianzas que generan más beneficios a las comunidades”, expresó Rafael Barraza, Presidente de Banco Agrícola. 

Una de las principales apuestas de Banco Agrícola para este año es el deseo de contribuir a través de la educación, en prevención de la violencia, en aquellas comunidades escolares en zonas vulnerables por la delincuencia, abarcando de alguna manera las comunidades en general, al brindar talleres de habilidades para la vida en todos los proyectos beneficiados, a los cuales se les enseña a manejar conflictos y mejorar la convivencia educativa. 

El programa de apoyo a la educación “Manos Unidas por El Salvador” fomenta la inclusión al unir los esfuerzos de organizaciones públicas y privadas en beneficio de la comunidad, porque además de mejorar las condiciones de los estudiantes, dinamiza las economías locales al adquirir los insumos para los proyectos en el lugar y generar trabajo, al preferir la mano de obra local.   

Desde su creación en el año 2004, Manos Unidas por El Salvador, se caracterizó por ser un modelo de gestión transnacional e incluyente, manteniendo esa cercanía con las comunidades y acrecentando la confianza que los diferentes aliados han depositado en Banco Agrícola para transformar la vida de las personas, beneficiando a más de 160,000 salvadoreños. 

Hasta la fecha se ha realizado una inversión de $3, 418,979 para fortalecer las capacidades de los salvadoreños a través de la educación y que esto signifique un impacto en su calidad de vida y desarrollo del país. 

Para Banco Agrícola todas las personas son importantes, por eso cultiva relaciones cálidas e incluyentes, basadas en la confianza y el respeto, al transformar a las personas persigue transformar positivamente a la sociedad u el país, reafirmando de esta forma el compromiso con el desarrollo social y económico de El Salvador.

   

“Unidos podemos soñar y transformar nuestro país”

Juntos por una Banca Más Humana